GoPro HERO6 Black, primeras impresiones: mantener el reinado de las cámaras de acción no será fácil

El mercado de las cámaras de acción ya no es lo que era. Cuando llegó GoPro estaba solo y con esto crearon marca e identidad, su nombre era sinónimo de ‘acción’ y su potente cámara se volvió el estándar de la industria. El tiempo ha pasado y GoPro ya no está solo.

GoPro presentó la nueva HERO6 Black, la renovación de su famosa cámara de acción, la cual busca ponerse al día con el objetivo de seguir dominando este complicado y creciente mercado. Hemos pasado unas horas con la nueva HERO6 de GoPro y a continuación podrán leer nuestras primeras impresiones, donde al ver la foto completa nos daremos cuenta que no es tanto una renovación, sino que pinta más a actualización.

Si el diseño no está roto no lo arregles

El salto de la HERO4 a la HERO5 fue importantísimo en cuanto a diseño, ya que pasamos a un cuerpo a prueba de agua y sumergible hasta 10 metros sin la necesidad de accesorios adicionales. Además, se volvía más ligera, fácil de manejar gracias a su pantalla táctil y comandos de voz, así como la grabación en formato 4K. Bueno, pues la HERO6 es exactamente igual que el HERO5, ya que las diferencias más notables están en el interior y su desempeño.

A grandes rasgos se trata de una HERO5 con nuevas posibilidades, ya que el diseño es el mismo con las mismas características. Es decir, se mantiene la resistencia, sigue siendo sumergible hasta 10 metros de profundidad, la pantalla táctil de 2 pulgadas es la misma y la operación vía voz sigue aquí.

En nuestras primeras pruebas con la HERO6 tuvimos oportunidad de usarla en un par de actividades, en un tour en bici y en una carrera en Go-Karts eléctricos, esto nos sirvió para conocer de forma rápida cómo se comporta en este tipo de situaciones. Su manejo es una maravilla, es ligera, su cuerpo de goma con acabado rugoso hace que la podamos manipular con la mano de forma segura, además de que soporta caídas incluso en el agua. Todo esto sin necesidad de usar carcasa protectora.

Desde la pantalla táctil tendremos acceso a todas las opciones de la cámara, la interfaz es sencilla y lo menús se despliegan desde las orillas. El problema es que estamos ante una pantalla de apenas 2 pulgadas, lo que hace que seleccionar algunas opciones sea complicado, más para aquellos que tienen dedos grandes, por lo que será común escoger una opción que no queríamos. La interfaz es fluida en cuanto a navegación, pero no en todas las ocasiones, ya que cuando tratamos de ver las fotos y vídeos, sobre todo a máxima resolución, es cuando empezaremos a percibir como sufre y hay cierto lag.

Los comandos de voz, disponibles también en español, hacen que podamos usar la cámara con manos libres. La mala noticia es que el ruido externo puede arruinar la experiencia, ya que si estamos en pleno movimiento, con en una bici contra el viento, por más que gritemos, la cámara no nos escuchará.

Un punto muy importante y que podría significar un ventaja para GoPro, es la incorporación de su nuevo chip GP1, el cual ha sido diseñado a la medida para aprovechar las funciones de la cámara. Según GoPro, gracias a este chip la HERO6 es dos veces más rápida que la HERO5, y si lo medimos por la velocidad de captura de fotos y la rapidez en empezar a grabar después de estar en reposo, es cierto, sin embargo, habrá que hacer más pruebas a fondo para ver si es en todos los casos.

Otra ventaja que incorpora GoPro en la HERO6 es la conexión WiFi sobre 5GHz y Bluetooth, las cuales se conectan de forma simultánea a nuestro smartphone, ya sea iOS o Android. El objetivo de esto es usar el WiFi para transferir fotos y vídeo de forma rápida, mientras que el Bluetooth mantiene la conexión en todo momento y ahorra energía en la cámara.

Sí, 4K a 60fps, pero con sacrificios

Los principales argumentos de batalla de la nueva HERO6 son sus nuevas resoluciones y velocidades de captura, donde estrenamos 4K a 60fps y 1080p a 240fps. Sí, son buenas opciones, sin embargo al usarlas tendremos que abandonar otras características, por ejemplo, en 4K a 60fps no tendremos ningún tipo de estabilización y la óptica se mantendrá bajo gran angular, además de que los archivos se guardan bajo el codec HEVC (H.265), que es una ventaja al ocupar la mitad del tamaño, pero no todos los dispositivos son compatibles para reproducirlo.

Lo mismo sucede al grabar en cámara lenta a 1080p a 240fps, abandonamos la estabilización, sólo tendremos la opción de grabar con gran angular y los archivos serán HEVC. Asimismo, si queremos grabar a velocidad de 120fps sólo podremos hacerlo a 1080p, aunque aquí el archivo se guardará bajo H.264.

La nueva estrella de GoPro: sus aplicaciones

Hace un año, con el lanzamiento de la HERO5 conocimos la aplicación para smartphones Quik Stories, la cual buscaba ser una plataforma de edición para que cualquier persona pudiera editar sus vídeos y compartirlos en redes sociales. En aquel entonces nos quedó a deber, ya que la app era lenta, tardaba horas en editar y transferir el contenido de la cámara al móvil, además de que los resultados dejaban mucho que desear. Pues GoPro se ha puesto las pilas y Quik Stories es ahora esa pieza imprescindible para los propietarios de una cámara HERO.

GoPro asegura que esta nueva actualización de Quik es hasta tres veces más rápida que la versión anterior, y la verdad es que extremadamente fluida, puede trabajar con varios vídeos y fotos a la vez para unirlos y así crear un sólo vídeo con efectos y música listo para compartir en una amplia gama de servicios en línea.

Obviamente Quik no es perfecta, ya que sólo podremos crear vídeos en formato apaisado (16:9) y cuadrado (1:1), es decir, no hay opción 9:16 para Instagram Stories. Otro punto a mejorar es la transferencia de fotos y vídeos desde la cámara hacia el smartphone de forma automática, ya que por alguna extraña razón se llega a saltar algunos archivos y hay que hacerlo de forma manual. Asimismo, el tema de los archivos bajo HEVC hace que no podamos aprovechar todo su potencial, ya que en mi caso con un iPhone 6s, no son compatibles y no pude usarlos en Quik Stories.

Por último, al tratarse de una aplicación gratuita nos tenemos que aguantar con el logo al cierre de cada vídeo. Aquí sería genial que hubiese opción de pagar para poder eliminarlo, ya que de verdad las opciones de la aplicación son fantásticas como para tener que soportar ese cierre.

HERO6 Black, sólo para los muy fans de GoPro

La verdad es difícil justificar los 499 dólares de la HERO6 ante los 399 dólares de la HERO5, más cuando la nueva cámara no llega con novedades muy vistosas y todo se limita a hacer más ágil lo que teníamos en la generación anterior, salvo el salto en la velocidad de grabación que será un punto muy importante para algunos.

A pesar de que hay cuestiones pendientes que revisaremos en su respectivo análisis a fondo, la HERO6 es ideal para quienes buscan dar el salto desde la HERO4, aunque si no quieren desembolsar más dinero la HERO5 sigue siendo una magnífica opción. Y ese es el principal problema, que la HERO6 quiere sustituir una excelente cámara como lo fue (y lo sigue siendo) la HERO5, por lo que creemos que faltan razones de peso para verla como una verdadera renovación.

Es cierto que esta HERO6 es la mejor cámara que ha hecho GoPro, pero también es cierto que hoy día hay otras opciones en el mercado con mejores características y precios, por lo que GoPro debería ajustar su estrategia antes de que su famosa cámara sea vea rebasada y superada sin piedad.

Fuente: Xataka


Leave a Reply